Conviértete en tu propio Papa Noel.

La bufanda para la abuela, comprada. Un juguete para el perro, también. Y tanto los libros para las tías por parte de tu madre por las que no sientes una gran simpatía como el videojuego para tu sobrino, han sido envueltos y están preparados para ser entregados en la fecha apropiada. Otro año más en la que hemos cumplido con las expectativas de nuestra cultura y las esperanzas de la economía nacional.

¿No crees que te estás olvidando de alguien?

¡Exacto! Falta tu regalo a ti mismo. Este es el momento para planificar ese viaje que llevas queriendo realizar durante años. China, Egipto, Argentina, Vietnam… El nuevo año está a tus pies. ¿Por qué postergarlo?

-“Pero es que no tengo dinero”. Si la crisis te ahoga, recuerda que tienes 12 meses enteros para ahorrar lo necesario para irte de viaje. Además no es necesario viajar a las antípodas, un buen viaje puede tener lugar en tu país vecino. Con los precios de los vuelos bajando, los costes por alojamiento recortándose por las vacantes, y los tipos de interés en retirada, ni siquiera la hipoteca es una buena excusa.

-“No puedo tomarme vacaciones”. Salvo que seas un trabajador forzoso en una mina de diamantes, te corresponderán días de vacaciones acordes a la legislación laboral de tu país de residencia. Con un mínimo de planificación puedes aprovecharlas.

-“No puedo dejar a mis hijos/parientes solos en casa”. Perfecto, pues llévalos contigo.

En Viajeros Anónimos somos conscientes de que la única terapia efectiva para superar la adicción a viajar, es viajar más. Y si Santa Claus no cumple con su cometido, vas a tener que tomarte la justicia por tu mano.

Otros artículos

¿Desde cuándo quemar libros resuelve algo?

Ha saltado en los últimos días a los medios de comunicación de todo el mundo la radicalidad del cutre párroco ultraconservador Terry Jones, cuya concurrencia en su parroquia de pueblo cuenta con la apabullante cifra de 50 personas. La fuerza moral que le proporciona tal gentío sin duda le...

Por qué la integración de extranjeros es inevitable.

La integración de los extranjeros recién migrados a un país siempre es un asunto espinoso y en ocasiones violento. Los irlandeses cuyos barcos atracaban en los puertos es Estados Unidos se topaban con un panorama desconcertante; en Irlanda no tenían nada que llevarse a la boca, y en Estados...

Añade un comentario